Inspiración en la Parashá – Emor

El Señor le ordenó a Moisés que les dijera a los sacerdotes, hijos de Aarón: «No se contaminen tocando el cadáver de alguien de su pueblo, excepto en el caso de un pariente cercano, como su madre, su padre, su hijo, su hija, su hermano o una hermana soltera que, por no tener marido, dependa de él.

Levítico 21:1-3

Parashat Emor comienza con las reglas de los Kohayns de acuerdo con los funerales y entierros. Desde estar en la presencia de un cuerpo muerto que hace a una persona Tumá, impura, Kohayns tienen reglas estrictas al estar con cuerpos muertos. En la parashá hace claro que los Kohayns solamente pueden hacerse así mismo Tumá por el entierro o funeral de un pariente cercano.

¿Quién es un pariente cercano? La Torá nos da una definición muy estricta. Un pariente cercano es un padre, una madre, un hijo(a), un hermano o una hermana sin casamiento. Solo estos parientes son definidos como parientes cercanos. Y solo estos parientes cercanos pueden volver a un Kohayn en Tumá por atender a un funeral o entierro.

El Kadísh es una oración judía que data atrás en la antigüedad. Esto es referenciado en el Padre Nuestro, y es una parte integral en cada servicio de la sinagoga. De hecho, en el tradicional servicio Shajarit/Musáf, varias formas de Kadísh son recitadas hasta 13 veces. La forma más reciente del Kadísh adoptado en el servicio de la sinagoga es el Kadísh de duelo.

Las referencias hacia el Kadísh de duelo van detrás en el tiempo hasta el Siglo XII d.C. Mas reciente, el Kadísh de duelo se ha hecho entender a ser el Kadísh de la sinagoga y el servicio de la sinagoga. Los dolientes se paran y recitan el Kadísh en cada servicio de sinagoga por un año después de que ha pasado un pariente cercano, y en el aniversario de su muerte cada año. Ellos también se paran para recitar el Kadísh en el Shabat siguiente al aniversario de la muerte del pariente cercano.

¿Quién se coloca de pie en la recitación del Kadísh de duelo? La respuesta a está pregunta está en la definición de la Torá sobre el relativo cercano. Levítico 21:1-3 define a relativo cercano para un Kohayn, y para los rabinos que tomaron está definición y la aplicaron la Kadísh de duelo. Consecuentemente, si un pariente cercano, este es, un padre, una madre, un hermano, un hijo, una hija o una hermana sin casamiento, ha fallecido, uno se queda de pie en el Kadísh. De está manera, todos los que atienden a la sinagoga saben que cada uno que está parado para el Kadísh del duelo está reconociendo que un relativo cercano ha fallecido. Además, todos quienes atienden la sinagoga saben la definición de quién es un pariente cercano. Si uno que no es un pariente cercano de un muerto, pero el difunto tiene un lugar especial en el corazón de alguien, uno puede recitar el Kadísh de duelo silenciosamente, con los otros parientes cercanos, pero permanecen sentados. En pie es para reconocer a los difuntos cercanos solamente. Otro método de reconocimiento del difunto cuando uno no es un pariente cercano es recitar las respuestas dentro del Kadísh de duelo fuerte y claro. Pero, por ninguna circunstancia uno debe enmascararse como un relativo cercano al estar de pie por el Kadísh de duelo si uno no es un pariente cercano.  

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN SEMANAL

Recibe las últimas noticias, enseñanzas y actualizaciones sobre Yeshivat Shuvu 

Rabbi Steven Bernstein

Rabbi Steven Bernstein

Steve was born on Lag B’Omer in Ann Arbor, MI but was raised in Gainesville, FL. The son of two University of Florida professors, he excelled in the sciences in school. In addition to his normal academic studies, he pursued his Jewish education studying with many Rabbis and professors of Judaic Studies from the University including visiting Rabbis such as Abraham Joshua Heschel and Shlomo Carlebach.